Presencia

Varios años atrás, mi madre Gita me hizo llegar por correo un poema llamado “No hay más patria que el sabio para el sabio”, que comenzaba así: “No se te ocurra, Fabio, el desconsuelo de…

El lugar del libro

Un libro puede ser un lugar para vivir. Pero si has adquirido El hábito de creer en el mundo exterior, talvez pienses que te estoy hablando de lugares imaginarios, que juzgas irreales. Te estoy hablando…