Fluyendo

paranaConfianza. Fluidez. Prioridades. Integración. Pensando en lo que me fue dado vivir en el último curso de formación en Terapia Comunitaria Integrativa ocurrido en Paraná, Entre Ríos, Argentina, me han quedado estas palabras: Confianza, fluidez, prioridades, integración.
Ellas resumen de algún modo, lo que para mí fue lo esencial de esos días de convivencia. La confianza como opuesta al miedo o a la preocupación. La fluidez como una condición de dejarse llevar, saber que todo estará bien, lo cual la incluye en la confianza.
Las prioridades, como una atención a lo que debe ser atendido primero. Todo esto combinado, en una sensación visual de agua fluyendo. Lo comparto porque pienso que otras personas que participaron del curso, con certeza tendrán sus propios relatos de experiencia.
Para mí la Terapia Comunitaria Integrativa es una herramienta eficaz en la recuperación de una condición humana plena y feliz. Volvemos a sentirnos gente en medio de la gente, como una situación pacífica y placentera.
Se disuelven o amenizan las tensiones y preocupaciones, en la medida de que el todo es más que las partes. Lo que yo no hago o no veo, alguien lo hace y lo ve. Vamos sumando, multiplicando.
He llegado a Mendoza con estas sensaciones que comparto ahora. Todo esto me vino más vivo esta tarde, cuando conversaba con mi padre en el patio de su casa. Me venía la recordación de estos días que se unían con los días vividos en Posadas, Misiones. Las termas de La Paz.
Los lapachos florecidos, los esteros. Los pájaros, el agua. Ahora en Mendoza la primavera anunciándose. Adentro y afuera. La TCI es un curso completo, nos desformata, nos devuelve al fluir natural de la vida. Esto es esperanza, esto es confianza. Vale la pena vivir así.

Deixe uma resposta