Arquivo da tag: Atención

Misión cumplida

Llegar aquí es placentero. Es ver todas las cosas desde otro lugar. Saber que hay una esperanza.

Una posibilidad. Una hoja en blanco. Toda mi vida escrita.

La vida vivida. Cuando veo la hoja en blanco me alegro. Toda mi vida escrita.

Aprendí a borrar. Eliminar algunas páginas. Deshacer historias equivocadas.

Perdonar y perdonarme. Lo que creí que fueran defectos míos, son humanos. Cosas que pasan.

Me abro al mundo alrededor. Veo que supe enfrentar y sigo sabiendo enfrentar dificultades y peligros. Flexibilidad y atención.

Atención a la vida. Toda mi vida está reunida. Es una sola cosa. Esta sensación de unidad es placentera.

Misión cumplida. No escribo para otra cosa que para seguir siendo yo mismo. Es una finalidad simple, y la consigo.

Al mismo tiempo hago puente con otras personas. Y esto genera una fuerza transformadora. Se genera comunidad. Sé que no estoy solo.

Contemplación

Hoy salí a caminar por las veredas de mi barrio

En seguida ví una mujer vistosa

Privilegios de vivir en la proximidad de la playa

Y saber de lo saludable que es la contemplación de la belleza

Basta un flash

Una imagen instantánea

Y la energía fluye en dirección a la alegría

No se precisa mucho esfuerzo

El mínimo para prestarle atención a la vida

Así uno se realimenta

Se anima

Y sigue adelante por los caminos del día

Hasta la noche

Cuando un matrimonio amigo nos viene a visitar

Trayendo sus visiones, sones, melodías

Y la vida se realimenta una vez más y siempre

Hacia más y más alegría, felicidad, disfrute y paz.

Escribir como manera de ser

Vengo desde otro tiempo

Todo tan rápido ahora

Hay que estar atento para saber qué pasa

Escribo para poder ver

Para entender

Para registrar lo que sucede

Para escuchar y escucharme

Sigo escribiendo como lo hacía de niño

Escribí un poema que me sigue guiando

Un poema de mi madre me sigue acompañando

Cuando escribo puedo sentirme

Sé que me voy haciendo minuto a minuto

Autor de mis días

La vida no se me pasa en vano

Sintonía fina.

El día siguiente

Ayer conmemoramos los 22 años de Consciência

Hoy ya parece tan lejano ese momento

Sin embargo depende de nosotros, de nosotras, eternizar un momento

Si tenemos una visión, una sensación y un sentimiento, una acción integrada, es más fácil vivir unificadamente

La tendencia del tiempo actual es a la fragmentación, la disociación, la dispersión

Esta revista es un esfuerzo persistente en el sentido contrario

Confluir, reunir, unir

Juntar pasado y presente

Plantar esperanza

Mientras se promueve el olvido del pasado, la negación de la historia y de la memoria, y la substitución de la reflexión propia por la masificación, desde aquí trabajamos exactamente por una humanidad integrada

Una recuperación de la persona en la totalidad de sus dimensiones.

Una singularidad única e irrepetible que se concretiza en la existencia comunitaria

Menos doctrinas, menos repetición automática

Más atención, más decisión personal responsable

Más cooperación, menos competición

Juntas y juntos podemos atravesar esta oscuridad. No es la primera vez en la historia que nos vemos frente a frente con la adversidad.

Pudimos ayer, vamos a poder hoy y mañana será otro día.

Un solo tiempo

¿Cuántos tiempos al mismo tiempo?

¿Qué presente?

Hoy está instalada una ideología del presente.

Como si hubiera un tiempo sin pasado, sin historia, sin memoria.

Como si hubiera sólo el instante, el momento, y nada más.

Escucho estas cosas y soy desafiado a tener una paciencia que no tengo.

Por supuesto que salgo al cruce, como salí ayer en una conversación donde se dijo esto: sólo tenemos el presente.

Tuve que decir que sin pasado no hay presente, ya que el propio presente es una construcción pasada.

El piso que piso no surgió en este momento, las palabras que uso no me llegaron en este instante, tienen su historia, sus connotaciones adquiridas a lo largo del tiempo.

Así también yo no nací (y nazco, sin embargo) en este instante, a cada instante, en todos los momentos.

Soy una suma de tiempos, una intersección simultánea y discontínua, y también parcialmente armonizada, de espacios, sentimientos, sentidos, sensaciones, actitudes, acciones, papeles, deberes, obligaciones, etc.

Esto hace que yo solamente pueda decir que vivo muchos tempos al mismo tiempo.

Lo he venido investigando y practicando en la vida diaria, así como en las clases de sociología y en las rondas de Terapia Comunitaria Integrativa.

O sea, donde estoy, soy uno y muchos.

Puedo decir con tranquilidad que soy de 8 a 80 tiempos al mismo tiempo. Esto es aproximado.

Con el tiempo podré, o no, estabelecer con exactitud la totalidad de tiempos presentes en el presente.

Tiempo de sentir

Tiempo de amar

Tiempo de recordar

Tiempo de construir

Tiempo de luchar

Tiempo de escuchar

Tiempo de hablar

Tiempo de organizar

Tiempo de jugar

Tiempo de pelear

Tiempo de iluminar.

Lo que sabemos del tiempo, es que en algún momento se acaba.

No es, por lo tanto, una investigación ociosa.

Tiempo de crear

Tiempo de pintar

Tiempo de dibujar.

Tiempo de parar.

A medida que me he ido descubriendo y reconociendo plural y diverso, multidimensional, voy encontrando más paz.

Tiempo cromático

Tiempo mandálico

Tiempo de gritar

Tiempo de llorar

Tiempo de patalear

Tiempo de nacer

Tiempo de morir. Este tiempo no lo elegimos, viene por sí mismo.

Los demás tiempos están presentes si estamos presentes.

Y si tienen tiempo, hagan sus propias listas y las vamos juntando, a ver cuántos tiempos conseguimos reunir.

Tiempo de descansar

Tiempo de florecer. Este tiempo viene después de las lluvias.

Tiempo de reír. Este tiempo siempre nos hace bien, si es que no nos burlamos de las demás personas.

Si no estamos presentes, si ningún tiempo es nuestro, atención: la vida se va yendo. Es mejor alertarnos e ir em busca de lo que nos pertenece.

A la altura de la vida en que me encuentro, veo que mis tiempos se han ido integrando, cosiendo, por decir así, hasta llegar a ser un solo tiempo.

 

 

 

 

 

 

Un día más. Un nuevo día

¿Qué tiene de nuevo este instante, este momento?

Veo la luz del día naciendo

A menos que yo pueda ver lo nuevo de este día

Minuto a minuto

Podrá ser una especie de repetición de otros días

No hay nada de malo en las repeticiones

A no ser que si se hacen habituales

Viene el tedio, el cansancio, el desánimo

Una sensación de no sé si decir inutilidad

Aburrimiento

Desconexión

Ausencia

Algo así por el estilo

Al contrario, si estamos atentos, atentas

A lo nuevo de cada día

Página a página, renglón a renglón,

Todas las letras serán nuestras

Estaremos jugando, divirtiéndonos, teniendo placer

Y esto es muy importante

A medida que nos acostumbramos a vivir la novedad del día

Momento a momento

Los tiempos se muestran como encuadernados

No superpuestos sino juntos, unificados

Son simultáneos y sucesivos

Pero al mismo tiempo mantienen su especificidad

Me refiero a esto

La luz del día naciente me alegra porque es bella y la disfruto

Disfruto también de estar escribiendo este poemita mañanero

Las cosas que tengo planeadas para los tiempos siguientes

Las disfruto también

Aprendo a esperar y actuar

Simultánea y sucesivamente

Esto es confianza.