Categorias
Español Opinião

Los valores en la construcción de la persona

Los valores son la estructura de la persona. Las creencias forman parte de los valores, pero también, y sobre todo, son las prácticas, las formas de hacer, de actuar, de pensar, de sentir, las que constituyen una persona. Estas formas de actuar, etc, son comunes a otras personas de la sociedad, y forman la cultura.

Pueden ser valores positivos o negativos, y frecuentemente la mezcla de unos y otros. La autoestima, el amarse a uno mismo, puede ser aprendido desde niño o desde niña, o a lo largo de la vida. Este valor es, para mí, la base de sustentación de todo el edificio de la persona.

Lo puedes haber adquirido desde tu infancia si fuiste un niño o una niña esperado, deseado, rodeado de cariño desde la propia gravidez. O puedes haberte dado cuenta más tarde, que tus padres te quisieron o te quieren mucho, pero de formas que no te son muy explícitas, y que a veces te han hecho dudar o te hacen dudar de que en verdad eres querido o querida.

El quererse a uno mismo implica en aceptar las cosas de mí mismo que no me gustan, las que aprendí a rechazar, a negar, a esconder. Esto es trabajar con la verdad, ser honesto con uno mismo, saber cómo soy, como soy de verdad, y no cómo creo que debería ser, o cómo creí que era.

El encuentro con uno mismo predispone a la paz interior. No es que uno va a vivir en una especia de nirvana o de éxtasis, pero es que los conflictos al menos no tendrán el efecto de un constante sabotaje contra uno mismo. Siempre habrá elecciones a hacer, algunas más difíciles que otras.

Pero si te sientes amado, si te amas a ti mismo, estás en paz, aún en medio de la batalla, aún en medio del conflicto. Hay distintas formas como la persona puede llevarse bien consigo misma. El humor, los chistes, la gracia, pueden ser un modo de la persona expresar su alegría de vivir.

Pueden ser también un modo de incluirse en las relaciones con los demás. La vida interior o vida espiritual, la relación con Dios, la inclusión en actividades grupales o en trabajos colectivos, sea en la casa o en la escuela o bien en la comunidad, fortalecen la autoestima.

Autoestima y autoconocimiento son inseparables. No puedo quererme si no me conozco, y me voy queriendo más a medida que me voy conociendo. El conocimiento es siempre aproximativo, no sé si un día alguien se conoce por entero.

Pero en la medida en que voy sabiendo más quién soy, voy descubriendo la suma de esfuerzos míos y de otras personas, de mis padres, de mi compañera o compañero, de mis amigos o colegas, que me hacen ser quien soy. Esto valoriza mi concepto de mí mismo.

Me descubro vencedor de tantas batallas. Vendrán siempre otras, pues la vida es lucha, y no siempre venceré. Pero seguiré luchando, hasta el fin, conciente del equilibrio precario que es cada vida individual. Un conflicto constante entre vida y muerte, salud y enfermedad, fé y dudas, esperanza y desesperación o impaciencia.

La autonomía es otro factor protector, fortalecedor de la personalidad. Cuanto más descubro que puedo, que soy capaz, más estaré preparado o preparada para resistir a las fuerzas que amenazan la vida. Y no hay que pensar que la vida está amenazada sólo desde afuera.

Hay enemigos internos que abren la puerta a quien nos trata de destruír. Por eso la vigilancia constante, la comprensión ante las caídas, el apoyo mutuo, la fe en Dios, el trabajo en la atención permanente que exige la vida, el trabajo pequeño a veces, pero sumado, que construye un edificio, así como a una persona de bien.

Nadie está exento de errar. Pero no vamos a repetir los errores, caminemos hacia delante, con más fé, más confianza, más esperanza en el triunfo final, en esta gloriosa tarea que es el vivir, que se define a cada instante, a cada segundo, en este preciso momento. Los valores en la construcción de la persona.

Por Rolando Lazarte

Doutor em Sociologia. Escritor. Terapeuta comunitário. Membro do MISC-PB Movimento Integrado de Saúde Comunitária da Paraíba. Vários dos meus livros estão disponíveis online gratuitamente: https://consciencia.net/mis-libros-on-line-meus-livros/

Ver arquivo

Deixe uma resposta